Más santidad dame,
más odio al mal,
más calma en las penas,
más alto ideal;
más fe en mi Maestro,
más consagración,
más celo en servirle,
más grata oración.

Más prudente hazme,
más sabio en Él,
más firme en su causa,
más fuerte y más fiel;
más recto en la vida,
más triste al pecar,
más humilde hijo,
más pronto en amar.

Más pureza dame,
más fuerza en Jesús,
más de su dominio,
más paz en la cruz;
más rica esperanza,
más obras aquí,
más ansias del cielo,
más gozo allí.

Comparte este himno:

0 0 Calificaciones
Article Rating
Suscríbete
Notificarme de
guest
0 Comments
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios